Bing Maps y la realidad aumentada

Por romper mi silencio reciente (cosas de la ausencia de inspiración), un vídeo espectacular que he descubierto vía el blog corporativo de Microsoft Ibérica. Trata sobre Bing Maps y, en general, sobre la realidad aumentada, la próxima revolución en cuanto a información se trata.

Lo reconozco, me encanta la realidad aumentada. Creo que la era de la información en bruto pero desordenada se termina, y el contexto va a ser la próxima revolución.

Lástima que a día de hoy los servicios que podemos ver en el vídeo no se ofrezcan sobre ciudades españolas. Aunque, al ritmo que progresamos en nuevas tecnologías en este país, lo mismo lo tenemos para… 2020.

WCF4: Activación sin fichero .svc

Hoy mismo hablaba con un compañero del trabajo sobre los ficheros svc, esos simpáticos amigos que nos permiten identificar la dirección sobre la que tiene que consumirse un servicio web en WCF. Nuestra conversación giraba en torno a la posibilidad de hostear un servicio WCF en una dirección que terminara en .asmx, para reemplazar un servicio web ASP.NET “de los antiguos” por uno de WCF sin que la URL cambiara. ¿Se podrá, pensábamos? Seguramente sí, pero a partir de WCF4 es seguramente más fácil que nunca gracias a la activación de servicios WCF sin fichero .svc.

¿Cómo hacerlo? Tirando, como no, del app.config. Como siempre, lo más fácil es verlo con un ejemplo. Vamos a partir de un proyecto WCF de ejemplo, de los que nos crea Visual Studio 2010. El contrato de servicio tendrá un método GetData y habrá una clase que implemente dicho servicio. En realidad, nos da un poco igual para lo que vamos a ver.

Vamos al tema. Nuestro fichero app.config tendrá un aspecto parecido a éste:

<configuration>
  <system.serviceModel>
    <serviceHostingEnvironment>
      <serviceActivations>
        <add relativeAddress="MyVirtualSvcFile.svc" service="WcfService.Service"/>
      </serviceActivations>
    </serviceHostingEnvironment>
  </system.serviceModel>
</configuration>

Como ya hemos comentado en post anteriores, la configuración se reduce a la mínima expresión en WCF4. En este caso estamos dejando al framework que se encargue de generarnos los bindings por defecto, y simplemente le indicamos que vamos a tener la dirección virtual con un “fichero” svc que activará el servicio indicado en el atributo “service”.

De este modo, cuando nos dirijamos a la dirección http://dominio/RutaServicio/MyVirtualSvcFile.svc veremos la clásica pantalla de WCF indicándonos que no tenemos los metadatos activados, como se muestra en la siguiente imagen:

ServicelessActivation

 

Todo esto es muy bonito, pero no responde a la pregunta original: ¿podríamos usar una URL terminada en .asmx para activar el servicio WCF? Pues, al menos con esta aproximación mediante las nuevas configuraciones de WCF4… NO. Éste es el bonito error que obtenemos cuando lo intentemos:

ServicelessActivationFailed

Una pena. En cualquier caso, esta nueva forma de activar los servicios nos ahorrará tener que andar preocupados de crear N ficheros .svc, tantos como servicios queramos activar. Mucho mejor tenerlos convenientemente descritos en el fichero app.config.

Actualización: El problema lo da con cualquier extensión que no sea .svc. De paso, hay quien dice que ya no está disponible esta característica. ¡ Para luego hacerle caso a a los de Microsoft !

WCF: OneWay y bloqueo del cliente

Cuando me estaba preparando el MCTS sobre WCF leí una afirmación sorprendente en el Training Kit oficial de Microsoft. En él venían a decir sus autores, en una traducción más o menos libre, lo siguiente sobre el patrón de intercambio de mensajes OneWay:

Dada la naturaleza OneWay del canal, uno podría pensar que, tan pronto el consumidor envía el mensaje, éste se procesa asíncronamente y el cliente es libre de hacer otras cosas. Sin embargo, la forma en que la maquinaria de WCF funciona significa que el consumidor, de hecho, se bloquea, incluso si el mensaje es OneWay, hasta que el dispatcher entrega el mensaje a una instancia del servicio, en la forma de una llamada a un método del objeto.

Teniendo en cuenta que OneWay es un patrón “Fire-and-Forget”, no encaja mucho que el cliente tenga que mantenerse bloqueado hasta que el servidor entrega el mensaje a un objeto que implemente el contrato de servicio. Es importante recordar que alguna de las particularidades de OneWay no hacen sino resaltar esta naturaleza “Fire-and-Forget”; por ejemplo, las siguientes dos propiedades:

  • Un método OneWay no soporta retornar ningún resultado, siempre será un método void. Tampoco soporta el atributo FaultContract, pues no pueden definirse errores que vaya a devolver al no tener capacidad de devolver nada.
  • Un método OneWay no soporta fluir transacciones entre el cliente y el servidor, y viceversa.

No parece que lo afirmado por los autores del Training Kit encaje mucho con estas propiedades (y otras que se quedan en el tintero) de OneWay. Así que lo mejor es salir de dudas con un pequeño ejemplo, para ver la validez de dicho comentario.

La forma más sencilla de poder comprobarlo es aprovecharse de la forma en que está definido el pipeline de WCF. Son varios los puntos de extensibilidad que tiene este framework. Si colocáramos en uno de ellos una clase que retuviera la entrega del mensaje a un objeto servidor, podríamos comprobar si efectivamente el cliente sigue bloqueado. Para comprobarlo, vamos a usar un Message Inspector.

Inyectar un Message Inspector

Vamos a partir de un nuevo proyecto de librería WCF. La estructura que nos genera Visual Studio nos vale; dejaremos únicamente un método que no devuelva nada, como se ve a continuación.

/// <summary>
/// One Way Service.
/// </summary>
[ServiceContract]
public interface IService
{
    /// <summary>
    /// OneWay method.
    /// </summary>
    /// <param name="value">Value to send.</param>
    [OperationContract(IsOneWay=true)]
    void SendData(int value);
}

La implementación de este contrato de servicio no tiene demasiada importancia, con saber que deberíamos colocar un breakpoint al comienzo del método para saber en qué momento es realmente invocado, es suficiente.

Vamos ahora a empezar a crear el Message Inspector. Crearemos una clase que implemente la interfaz IDispatchMessageInspector e implementaremos uno de sus métodos.

/// <summary>
/// My message inspector class.
/// </summary>
public class MyMessageInspector : IDispatchMessageInspector
{
    public object AfterReceiveRequest(
        ref System.ServiceModel.Channels.Message request, 
        System.ServiceModel.IClientChannel channel, 
        System.ServiceModel.InstanceContext instanceContext)
    {
        // Crear un "replicador" de mensajes y usarlo para obtener una copia del mismo
        MessageBuffer buffer = request.CreateBufferedCopy(int.MaxValue);
        string messageContent = buffer.CreateMessage().GetReaderAtBodyContents().ReadOuterXml();
        System.Diagnostics.Debug.WriteLine(messageContent);
        
        // Asignar una copia sin leer del mensaje en request, para que otros 
        // componentes del pipeline de WCF puedan leerlo sin fallar.
        request = buffer.CreateMessage();

        // Devolver null como resultado, que será lo que reciba el metodo BeforeSendReply
        // en el parámetro correlationState
        return null;
    }

    public void BeforeSendReply(
        ref System.ServiceModel.Channels.Message reply, 
        object correlationState)
    {
    }
}

En cuanto al método AfterReceiveRequest, se ejecuta en el camino de subida del mensaje desde la red hacia el objeto que va a servir esta petición. Queremos mostrarlo en la consola, para lo cual vamos a crear un buffer y generar una copia del mismo. Es importante usar el buffer en primer lugar, puesto que un mensaje no puede leerse dos veces. Si lo hiciéramos con el parámetro request, luego no podría leerse otra vez por otros componentes del pipeline de WC y cada petición fallaría irremediablemente.

En cuanto al método BeforeSendReply, no queremos hacer nada especial con él así que simplemente dejamos pasar el mensaje reply, sin leerlo para no tener el problema antes comentado de lecturas. Como curiosidad, decir que lo que devuelve el método AfterReceiveRequest lo recibe el método BeforeSendReply en su parámetro correlationState, para poder relacionar ambas llamadas entre sí.

Ahora que ya tenemos el Inspector, es el momento de modificar la configuración de WCF para usarlo. Para ello tenemos que crear una clase que modifique el comportamiento del endpoint sobre el que vamos a escuchar. Para ello, tendremos que implementar la interfaz IEndpointBehavior.

/// <summary>
/// Custom endpoint behavior.
/// </summary>
public class MyEndpointBehavior : IEndpointBehavior
{
    public void AddBindingParameters(ServiceEndpoint endpoint, 
        System.ServiceModel.Channels.BindingParameterCollection bindingParameters)
    {
    }

    public void ApplyClientBehavior(ServiceEndpoint endpoint, 
        System.ServiceModel.Dispatcher.ClientRuntime clientRuntime)
    {
    }

    public void ApplyDispatchBehavior(ServiceEndpoint endpoint, 
        System.ServiceModel.Dispatcher.EndpointDispatcher endpointDispatcher)
    {
        endpointDispatcher.DispatchRuntime.MessageInspectors.Add(new MyMessageInspector());
    }

    public void Validate(ServiceEndpoint endpoint)
    {
    }
}

De esta interfaz, como se puede observar, sólo nos interesa implementar el método ApplyDispatchBehavior, puesto que nuestro MessageInspector sólo va a actuar en el lado del servidor. Es importante no dejarnos ningún método con su implementación por defecto, puesto que tirar una NotImplementedException en cualquiera de ello tendría consecuencias indeseadas.

Ya sólo nos queda una última clase para tener todo el código listo. Este comportamiento personalizado para el endpoint necesitamos configurarlo de algún modo. La forma más limpia siempre es a través del fichero app.config, pero para ello necesitamos representar este comportamiento personalizable como un elemento de configuración. Esto podemos hacerlo creando una clase que herede de BehaviorExtensionElement, clase que por otra parte cargará nuestro comportamiento custom para el endpoint. El código sería algo así:

/// <summary>
/// Custom behavior extension element for the custom endpoint behavior.
/// </summary>
public class MyBehaviorExtensionElement : BehaviorExtensionElement
{
    public override Type BehaviorType
    {
        get { return typeof(MyEndpointBehavior); }
    }

    protected override object CreateBehavior()
    {
        return new MyEndpointBehavior();
    }
}

¿Sencillo, verdad? La clase simplemente representa al comportamiento personalizado que deseamos añadir como configuración. ¿Y ahora esto cómo se usaría? Primero se cargaría la clase que acabamos de definir como una extensión de los behaviors, y posteriormente se definiría como nueva configuración para un endpoint. Finalmente se cargaría en el endpoint correspondiente esta nueva configuración. Sin embargo, con las novedades que trae WCF4 en la configuración, este último paso podemos saltárnoslo, sabiendo que a partir de ese momento todos los endpoints van a tener esa extensión cargada.

  <system.serviceModel>
    <extensions>
      <behaviorExtensions>
        <add name="myCustomEndpointBehavior" 
             type="OneWayService.MyBehaviorExtensionElement, OneWayService, Version=1.0.0.0, Culture=neutral, PublicKeyToken=null"/>
      </behaviorExtensions>      
    </extensions>
    <behaviors>
      <endpointBehaviors>
        <behavior>
          <myCustomEndpointBehavior/>
        </behavior>
      </endpointBehaviors>
      <serviceBehaviors>
        <behavior>
          <serviceMetadata httpGetEnabled="true"/>
        </behavior>
      </serviceBehaviors>
    </behaviors>
  </system.serviceModel>

Como se puede ver, en primer lugar se carga la extensión y, a continuación, se define como parte del comportamiento de los endpoints. Al no darle nombre al endpointBehavior, se cargará para todos los endpoints existentes. Por último, he activado la generación del fichero WSDL para poder generar un proxy.

Probando el inspector

Bien, suponiendo que ya tenemos el servicio arriba y un proyecto de cliente correctamente creado. Tras añadir la referencia al servicio, podemos escribir algo como lo siguiente para ver si realmente nuestro cliente se bloquea o no.

using (ServiceReference.ServiceClient proxy = new ServiceReference.ServiceClient())
{
    Console.WriteLine("Calling the remote server...");
    proxy.SendData(int.MaxValue);
    Console.WriteLine("Remote server called...");
    Console.ReadLine();
}

Con esto, es momento de lanzar el cliente. Deberemos tener breakpoints tanto en el método que hemos implementado del inspector, como en la clase que implementa el servicio. Si todo va bien veremos la siguiente secuencia de pasos:

  1. El cliente invoca al servicio usando el proxy.
  2. Salta el breakpoint en el MessageInspector. Si ejecutamos cualquiera de las instrucciones del inspector, con ejecución paso a paso, veremos que inmediatamente salta el breakpoint del cliente. Por lo tanto, no se está bloqueando.
  3. El servidor se queda esperando a que sigamos la ejecución, para llegar al objeto servidor, donde el otro breakpoint debería saltar.

He probado el mismo código con las mismas condiciones (el servicio desplegado en IIS 7.0), pero con el framework anterior y el resultado es el mismo. Parece, por tanto, que OneWay sí es realmente un patrón “Fire-and-Forget” y no bloquea a los clientes

 

Bibliografía:

Microsoft .NET Framework 3.5 – Windows Communication Foundation. Self-Paced Training Kit

Descargas:

Testeo unitario con Moles

Moles es una nueva virguería de la gente de Microsoft Research; en concreto, del equipo de desarrollo de PEX, una herramienta de generación de tests white-box, para quien no lo conozca.

¿Qué es Moles? Un nuevo framework que permite sustituir cualquier método de .NET por un delegado. ¿Y qué podemos hacer con esto? Pues sustituir cualquier llamada al framework por lo que queramos que se ejecute. Esto, evidentemente, tiene especial utilidad en el testeo unitario, donde necesitamos crear las condiciones adecuadas para ver cómo se comporta nuestro código. Un ejemplo sencillo, expuesto en este vídeo por uno de sus creadores, sería poder “trucar” la hora que nos devuelve DateTime.Now. Como sabemos, no se puede modificar pero… como Moles ¡sí! Si quieres saber cómo, échale un vistazo al vídeo.

Yo voy a proponer un ejemplo distinto: acceder a las appSettings del ConfigurationManager. En el pasado tuve que modificar la signatura de un método que leía, internalmente, una propiedad de appSettings, para poder testearlo. La razón es que no tenía manera de simular las distintas condiciones (ausencia de la clave buscada, valor malformado, etc) puesto que la clase ConfigurationManager no podía mockearse. La solución al final fue pasarle al método la NameValueCollection que contiene las appSettings, pudiendo así simular mis condiciones de testeo.

Pero no mola  tener que modificar un método que ya tienes codificado por culpa de las limitaciones del framework de testeo. Aquí es donde Moles va a echarnos una mano. Veamos paso a paso cómo.

Empecemos con el método que vamos a testear. Digamos que lee una variable de las appSettings y la retorna. Si no existe la clave o tiene un valor vacío, lanza una excepcion. El código podría ser algo así:

/// <summary>
/// Retrieves app setting by its key.
/// </summary>
/// <returns>Value in the settings.</returns>
public static string ExtractAppSetting()
{
    string key = "myKey";
    if (ConfigurationManager.AppSettings.AllKeys.Contains(key) == false ||
        string.IsNullOrEmpty(ConfigurationManager.AppSettings[key]) == true)
    {
        throw new ConfigurationErrorsException("Key not found");
    }

    return ConfigurationManager.AppSettings[key];
}

Fácil, ¿no? El test más típico para este código sería aquél en el que previamente hemos configurado una key en la sección AppSettings del fichero App.config y después intentamos recuperarla mediante el método testeado. Suponiendo la existencia de una setting con key “myKey” y valor “myValue”, el siguiente test nos daría un bonito verde.

/// <summary>
/// Test that checks if the method returns the 
/// appropriate value from AppSettings.
/// </summary>
[TestMethod]
public void ExtractAppSettingValidConfigurationOk()
{
    Assert.AreEqual<string>(
        "myvalue", 
        AppSettingsManager.ExtractAppSetting(), 
        "Invalid value in AppSettings");
}

Bien, ¿y cómo podemos probar ahora el comportamiento de nuestro método si no existiera la key? Quizás, a la desesperada, nos podríamos plantear intentar modificar por código el fichero app.config. Sin embargo, esto no sería una buena idea porque los tests, de tener varios, se lanzan en hilos en paralelo, por lo que podríamos tener resultados inesperados si modificamos este fichero: las clásicas condiciones de carrera.

La solución nos la aporta Moles. En primer lugar, añadimos una referencia al assembly que contiene la clase ConfigurationManager; es System.Configuration. Después, ya podemos añadir el fichero Moles a nuestro proyecto de testeo, como muestra la siguiente figura. El nombre que le daremos debería coincidir con el assembly que vamos a “molear” (¡toma palabro!).

AddingMolesFile

Una vez creado el fichero Moles, ya podemos empezar a usar su “magia” en nuestro código de testeo. Creamos otro test, pero esta vez probará que el método lanza una excepción si las AppSettings están vacías y, por tanto, no contienen la key que estamos buscando. ¿Cómo se haría esto? Sencillo, usando el mole del ConfigurationManager, que nos dará la posibilidad de modificar la colección AppSettings.

/// <summary>
/// Test that checks if the method throws an exception if 
/// the AppSettings is empty.
/// </summary>
[TestMethod]
[ExpectedException(typeof(ConfigurationErrorsException))]
public void ExtractAppSettingEmptySettingsExceptionExpected()
{
    MConfigurationManager.AppSettingsGet = () => new NameValueCollection();
    AppSettingsManager.ExtractAppSetting();
}

Aún nos quedaría un último paso, puesto que si lanzáramos el test ahora mismo nos daría una excepción en tiempo de ejecución indicándonos que tenemos que añadir el siguiente atributo para indicar que el test tiene que ejecutarse “hosteado” por Moles. El test quedaría así finalmente:

/// <summary>
/// Test that checks if the method throws an exception if 
/// the AppSettings is empty.
/// </summary>
[TestMethod]
[HostType("Moles")]
[ExpectedException(typeof(ConfigurationErrorsException))]
public void ExtractAppSettingEmptySettingsExceptionExpected()
{
    MConfigurationManager.AppSettingsGet = () => new NameValueCollection();
    AppSettingsManager.ExtractAppSetting();
}

Y éste sería el resultado:

ExceptionFromMoles

¿Cómo? ¿Una excepción en tiempo de ejecución? Pues sí, resulta que Moles no soporta la modificación del objeto System.Configuration.ConfigurationManager. En este hilo lo explica levemente uno de sus creadores. Así que en lugar de tirar la basura el post, he preferido indicar un ejemplo de su uso, aunque el final haya sido tan trágico como el de Seven.

Otro día prometo postear un resultado correcto. En cualquier caso, Moles sigue siendo una tecnología a seguir, aunque con sus limitaciones.

 

Bibliografía:

Descargas:

WCF4 – Configuración simplificada

Creo que muchos de los que hemos trabajado con Windows Communication Foundation podemos estar de acuerdo en que, en mayor o menor medida, no resulta una tecnología fácil de configurar. Es cierto que aporta una gran flexibilidad en el desarrollo, pero a la hora de hacer el despliegue hay que ser cuidado con el web.config/app.config de turno, si no queremos llorar.

Seguramente esto ya había sido identificado por Microsoft como punto negro del framework, pues muchas de las mejoras que para el lanzamiento de .NET 4 va a haber respecto a WCF, se centran en simplificar dicha configuración, tirando sobretodo de valores por defecto.

En el próximo post vamos a ver las diferencias que habría entre configurar un servicio “típico” de WCF en 3.5 y hacerlo en 4.0.

Hola Mundo en 3.5

Vamos a empezar por hacernos un servicio sencillo con .NET 3.5 y Visual Studio 2008. No me detendré mucho en ello, porque el proceso es bien conocido por todos. Empezamos por el contrato de servicio:

/// <summary>
/// Service that says hello world.
/// </summary>
[ServiceContract]
public interface IHelloWorld
{
    /// <summary>
    /// Gets "Hello Word from X", where X is the name parameter.
    /// </summary>
    /// <param name="name">Who says hello.</param>
    /// <returns>String with hello world message.</returns>
    [OperationContract]
    string GetHelloWord(string name);
}

La implementación para este servicio podría ser algo como lo siguiente:

/// <summary>
/// Implementation of the IHelloWorld service contract.
/// </summary>
public class HelloWorld : IHelloWorld
{
    /// <summary>
    /// Gets "Hello Word from X", where X is the name parameter.
    /// </summary>
    /// <param name="name">Who says hello.</param>
    /// <returns>String with hello world message.</returns>
    public string GetHelloWord(string name)
    {
        return string.Format("Hello world from {0} - Request from {1}", name, OperationContext.Current.Channel.LocalAddress);
    }
}

Por último, lo que realmente nos ocupa en este post, la configuración. Digamos que necesitamos desplegar este servicio de forma que pueda ser consumido mediante un binding lo más interoperable posible (BasicHttpBinding es nuestro hombre) y otro que sea más específico para aplicaciones .NET y que nos dé más rendimiento (vamos a tirar por NetTcpBinding). Además, todavía necesitamos información sobre errores que haya en el servidor, puesto que no está totalmente terminado, y no nos vendría mal un punto MEX para poder crear nuestros proxies.

<system.serviceModel>
  <services>
    <service behaviorConfiguration="HelloWordService.ServiceBehavior"
             name="HelloWordService.HelloWorld">
      <!-- Binding para peticiones HTTP -->
      <endpoint address=""
                binding="basicHttpBinding"
                contract="HelloWordService.IHelloWorld" />
      <!-- Binding para peticiones TCP -->
      <endpoint address=""
                binding="netTcpBinding"
                contract="HelloWordService.IHelloWorld" />
      <!-- Binding para obtener metadatos -->
      <endpoint address="mex"
                binding="mexHttpBinding"
                contract="IMetadataExchange" />
      <host>
        <baseAddresses>
          <add baseAddress="http://localhost:9999/HelloWorldService"/>
          <add baseAddress="net.tcp://localhost:9998/HelloWorldService"/>
        </baseAddresses>
      </host>
    </service>
  </services>
  <behaviors>
    <serviceBehaviors>
      <behavior name="HelloWordService.ServiceBehavior">
        <!-- Activar la generación de metadatos para el binding MEX -->
        <serviceMetadata httpGetEnabled="True"/>
        <!-- Incluir información detallada para excepciones -->
        <serviceDebug includeExceptionDetailInFaults="False" />
      </behavior>
    </serviceBehaviors>
  </behaviors>
</system.serviceModel>

Con esta configuración tendríamos a nuestro servicio escuchando en las dos direcciones base definidas, una para TCP y otra para HTTP. También tendríamos funcionando un endpoint MEX para poder generar nuestros proxies y consultar el fichero WSDL. Este servicio podríamos desplegarlo bien en IIS o bien hostearlo mediante una aplicación de consola. El resultado sería parecido, con la salvedad de que las baseAddress no son tenidas en cuenta por IIS, sino que se toma la ruta en la que se haga el despliegue de la aplicación. Recordad que es necesario configurar los bindings del Site que aloja a la aplicación web para poder tener funcionando el endpoint sobre net.tcp.

Para terminar esta parte, si nos creáramos un cliente de este servicio en su versión hosteada en IIS, en la parte de la configuración podríamos ver un fragmento como éste:

<client>
    <endpoint address=http://localhost/HelloWorldService binding="basicHttpBinding"
        bindingConfiguration="BasicHttpBinding_IHelloWorld" contract="RemoteServices.IHelloWorld"
        name="BasicHttpBinding_IHelloWorld" />
    <endpoint address="net.tcp://localhost/HelloWorldService"
        binding="netTcpBinding" bindingConfiguration="NetTcpBinding_IHelloWorld"
        contract="RemoteServices.IHelloWorld" name="NetTcpBinding_IHelloWorld">
        <identity>
            <userPrincipalName value=j.holguera@xxx.local />
        </identity>
    </endpoint>
</client>

Con estos dos endpoints definidos, podríamos consumir el servicio mediante los dos protocolos (HTTP y TCP), como muestra la siguiente imagen.

using (RemoteServices.HelloWorldClient proxy = new RemoteServices.HelloWorldClient("BasicHttpBinding_IHelloWorld"))
{
    Console.WriteLine("HelloWorld using HTTP: " + proxy.GetHelloWord("Javier"));
}

using (RemoteServices.HelloWorldClient proxy = new RemoteServices.HelloWorldClient("NetTcpBinding_IHelloWorld"))
{
    Console.WriteLine("HelloWorld using TCP: " + proxy.GetHelloWord("Javier"));
}

El resultado sería sendas cadenas de texto en las que, además de aparecer el mensaje de saludo, se nos indica la dirección desde la que se ha recibido la petición en el servicio, útil para ver que efectivamente consumimos la funcionalidad mediante los dos protocolos.

 ConsoleClient35

Como se puede ver, la única parte que realmente existe un buen  puñado de líneas es la configuración del servicio. Veamos cómo quedaría usando WCF 4.

Hola Mundo en WCF 4

Partamos de la base de que hemos creamos un proyecto WCF con Visual Studio 2010 y hemos replicado el servicio anterior, es decir, el contrato de servicio IHelloWorld y su implementación HelloWorld. Sólo nos quedaría, por tanto, configurar el servicio en el fichero app.config. Empezamos definiendo los bindings para HTTP y TCP. La configuración necesaria sería ésta:

<configuration>
</configuration>

¿No hay configuración? ¿Cómo es posible? Pues gracias a los Default Endpoints. Son endpoints “preconfigurados” que se cargan automáticamente para cada dirección base creada. Al llamarse al método Open del ServiceHost, ya sea automáticamente por parte de IIS o manualmente cuando se hostea el servicio en una aplicación de consola, se crean estos bindings predeterminados haciendo uso del método AddDefaultEndpoints. Un par de cuestiones a tener en cuenta:

  • Si se configura un endpoint en el fichero de configuración, ya no se hace efectiva la llamada a AddDefaultEndpoints.
  • Si aún así quisiéramos tener esos endpoints por defecto, siempre es posible llamar explícitamente al método AddDefaultEndpoints y añadir, a los endpoints definidos en el fichero de configuración, los que crea él por defecto.

Los bindings traen una configuración por defecto que se considera como más habitual. Por ejemplo, con una dirección base con protocolo http, el binding por defecto es basicHttpBinding. Esta nueva técnica ha sido bautizada como Default Protocol Mapping. En cualquier caso, este mapeo también es configurable; si quisiéramos que, por defecto, la direcciones con protocolo se resolvieran con un binding de tipo wsHttpBinding, sería necesario configurar lo siguiente en el app.config/web.config:

  <system.serviceModel>
    <protocolMapping>
      <add scheme="http" binding="wsHttpBinding"/>
    </protocolMapping>
  </system.serviceModel>

En este punto, tendríamos nuestro servicio hosteado en IIS. Nos quedaría activar los metadatos del servicio para generar el fichero WSDL y enviar información detallada en caso de error. Ambas no son configuraciones por defecto del servicio, por lo que tendríamos que editar el fichero app.config/web.config e introducir lo siguiente:

  <system.serviceModel>
    <behaviors>
      <serviceBehaviors>
        <behavior>
          <serviceMetadata httpGetEnabled="true"/>
          <serviceDebug includeExceptionDetailInFaults="true"/>
        </behavior>
      </serviceBehaviors>
    </behaviors>
  </system.serviceModel>

Si nos fijamos, veremos que no ha sido necesario ni darle un nombre al nuevo behavior del servicio, ni tampoco definir el servicio y asociarle el behavior, como hacíamos en 3.5. Esto se conoce como Default Behavior Configurations, configuraciones sin nombre que se van a aplicar a cualquier servicio que definamos. Tienen su contrapartida en los Default Binding Configurations, que realizan la misma función pero asociados a un tipo de binding.

 

Como se ha podido ver a lo largo del post, la configuración en WCF4, al menos la más habitual, se ha simplificado enormemente. Los nostálgicos de la sencillez de los servicios ASMX han perdido la principal razón para no dar el paso a WCF.

 

Bibliografía:

A Developer's Introduction to Windows Communication Foundation 4

Descargas: